Close
k

Projects

Contact

News

Let's connect

A Rainy Day In New York: el Woody más Woody

Por Emilia Chávez

Este jueves se estrenó la última película del director Woody Allen, con una historia en la que regresa a su amada Nueva York (por milésima vez): Un día lluvioso en Nueva York. Gatsby Welles y Ashleigh Enright, una pareja de universitarios de clase alta en el noreste del estado de Nueva York, organizan un fin de semana en la Gran Manzana a partir del trabajo de ella, periodista. Gatsby, oriundo, le quiere enseñar a su novia la ciudad que tanto ama, pero no se imaginan que al llegar su camino no será el mismo.

Timotheé Chalamet y Elle Fanning, las dos estrellas de Hollywood con menos de veinticinco años protagonizan este romance, alleniano a más no poder. Asimismo, el director reclutó a otros grandes actores como Liev Schrieber, Jude Law, Diego Luna y Rebecca Hall, con quien ya había trabajado en Vicky Cristina Barcelona (2008). La cantante Selena Gómez también formó parte del elenco.

Como la mayor parte de las películas de Allen, un narrador (en este caso Gatsby) relata sucesos y comparte pensamientos, ayudando al espectador a descubrir emociones y anticipar eventos de una manera cómica y un tanto infantil. Los diálogos pueden parecer algo trivial, pero en ellos se esconden verdades de los personajes y la cruda realidad de la vida de todos, que a veces nos encuentra en situaciones tan insípidas que parecen mentira.

La música, el vestuario y la decoración sólo suman al aspecto típico de los filmes de Woody, nostálgicos pero no duros, simples pero profundos al mismo tiempo, en donde todo parece estar embadurnado de la frase “otros tiempos fueron mejores”. Mas parece que después de siete décadas en el rubro y más de ochenta títulos a su nombre, Allen no puede despegarse de cierto banalismo en sus tramas y el uso de clichés románticos.

El aire fresco brindado por Chalamet y Fanning hacen de A Rainy Day In New York un film llevadero, la soltura de los actores acompaña muy bien la idea de juventud, libertad y desconocimiento. Sobretodo Fanning, quien ya tiene una carrera como actriz desde los dos años, caracteriza un personaje que se lleva las miradas de todos con un papel activo y divertido.

La cinta tuvo problemas tiempo antes de su estreno, debido a las declaraciones de la hijastra del director, Dylan Farrow, por problemas de abuso. La productora Amazon Studios decidió guardar el proyecto a raíz de estos problemas, a lo que Jude Law respondió que sería una vergüenza, ya que muchos trabajaron en ella por mucho tiempo. A partir de las confesiones, varios en la industria le dieron su espalda a Allen, expresando su desagrado y decepción. Los mismos Chalamet y Hall anunciaron que nunca más colaborarían con él y donaron sus sueldos a causas en contra del abuso. Otros actores como Natalie Portman y Greta Gerwig se sumaron al bando de cancelar al director.

Post a Comment